Personal de salud que fallece por COVID-19 no es héroe, es víctima de un nefasto sistema de salud

Denuncia Pública de la Veeduría a la Vacuna y la Vacunación en Antioquia por la muerte de Diego Ruiz, camillero del Hospital San Vicente Fundación de Medellín

Tomado de: Oficina de Prensa Veeduría a la Vacuna y la Vacunación en Antioquia

Medellín, 17 de marzo de 2021

 

Señores
MINISTERIO DE SALUD Y PROTECCIÓN SOCIAL
SUPERINTENDENCIA NACIONAL DE SALUD
GOBERNACIÓN DE ANTIOQUIA
SECRETARÍA SECCIONAL DE SALUD DE ANTIOQUIA
ALCALDÍA DE MEDELLÍN Y SECRETARÍA DE SALUD DE MEDELLÍN

 

La VEEDURÍA AL PROCESO DE VACUNACIÓN POR ANTIOQUIA denuncia de forma categórica, la muerte por Covid-19 del colega del personal de salud y Camillero DIEGO RUIZ, del HOSPITAL UNIVERSITARIO SAN VICENTE FUNDACIÓN. Diego muere sin haber recibido vacuna y, como muchos en esta institución, estaba sometido a un contrato de tercerización laboral. Diego tenía 32 años y era miembro del personal de primera línea.

Esta dolorosa noticia nos llena de indignación y malestar; es inaudito que con más del 60% de las vacunas que siguen en las neveras, el fallecido no hubiera recibido la tan anhelada vacuna; su labor como camillero lo ubica en situación de riesgo por encima de otros menos expuestos; todos los días trataba con pacientes, todos los días estaba en riesgo de contagio. NO ACEPTAMOS MÁS excusas ni pretextos, la situación del fallecido no tiene justificación alguna. Diego murió por negligencia, dentro de un sistema de vacunación que vuelve a demostrar sus fallas.

Denunciamos vehementemente que muchos médicos y médicas y muchos miembros del personal de la salud, que aun esperar un turno de vacunación, siguen cayendo uno a uno. La muerte de DIEGO se pudo evitar, su muerte fue por negligencia e inoperancia, es una clara violación a los parámetros del Plan Nacional de Vacunación.

Diego tenía que padecer como muchos una relación laboral tercerizada en el marco de la ilegalidad. UNA RELACIÓN LABORAL ILEGAL que solo sigue vulnerando los derechos fundamentales al trabajo y la salud. Diego tenía un derecho legítimo a la vacuna, y murió por COVID cuando ya estaban disponibles las vacunas; la muerte de Diego se pudo evitar.

Reprochamos terminantemente los retrasos continuos en el plan nacional de vacunación, cuando los datos oficiales informan que en todo el territorio nacional solo se ha aplicado un 33% de las vacunas que han llegado al país.

¿POR QUÉ LAS VACUNAS SIGUEN EN LA NEVERAS? ¿QUÉ ESPERAN CON ELLO? ¿MÁS MUERTES?  ¿VAN A PERMITIR QUE LAS INSTITUCIONES DE LA SALUD SIGAN DEFINIENDO QUÉ HACER CON LAS VACUNAS A SU LIBRE MERCED?  NO ACEPTAMOS NI UNA SOLA MUERTE MÁS DE NINGÚN MIEMBRO DEL CUERPO MÉDICO Y DE SALUD.  REITERAMOS, COMO VEEDURÍA, LA EXIGENCIA DE ELIMINAR LAS BARRERAS AL PLAN DE VACUNACIÓN; QUE NO SEA UNA PLATAFORMA DIGITAL LA QUE DEFINA EL DERECHO A LA SALUD, LA VIDA Y LA VACUNA.  ¿QUIÉN RESPONDE POR LA MUERTE DEL CAMILLERO DIEGO RUIZ?

Suscriben la presente denuncia todas las organizaciones que integran la veeduría.

Asociación Médica Sindical Colombiana ASMEDAS seccional Antioquia, Movimiento Político de Mujeres – Estamos Listas, Asonal Judicial Sindicato de Industria – subdirectiva Antioquia, Central Unitaria de Trabajadores Antioquia – Departamento de la Seguridad Social y Salud en el Trabajo, Asociación Nacional de Enfermeras Certificadas ANDEC, Asociación de Profesores de la Universidad de Antioquia Asoprudea, Sindicato de los Trabajadores de la Salud Unidos de Colombia-ACTUS, Asociación de Usuarios de los Servicios de Salud ASUDESSA, Mesa por la Salud y la Seguridad Social de Antioquia MESSSA, Médicos Unidos, Federación Mixta de Pensionados de Antioquia – FEMPA, Asociación Nacional Sindical de Trabajadores y Servidores Públicos de la Salud y Seguridad Social Integral y Servicios Complementarios de Colombia-ANTHOC Antioquia, Sintra Hospital General, Grupo de Puericultura Humberto Ramírez Gómez, Asociación de Usuarios de Salud Total Bello, Veeduría en Salud Yarumal Despierta, Veeduría en Salud del municipio de Apartadó, Asociación de Usuarios Hospital San Vicente de Paúl de Caldas Antioquia, Veeduría a la Gestión Pública en Énfasis en Salud Pública.

Como Veeduría departamental, solicitamos que el presente caso sea revisado por la Procuraduría General de la Nación, Ministerio de Salud, Superintendencia Nacional de Salud, Defensoría del Pueblo, Personerías Municipales y Alcaldías Municipales.

“Le pedimos mucho a la ciencia e invertimos poco en ella. Le pedimos mucho a la ciencia y le creemos poco”.

 

Notificaciones:

Celulares: 3105529508 – 3223865695
Correo: [email protected]
Dirección: Carrera 50 62-5, Medellín, Colombia.
Proyecto: Comité Jurídico.

 

Tomado de: Oficina de Prensa Veeduría a la Vacuna y la Vacunación en Antioquia