Sábado, 16 de Enero de 2021
ASMEDAS Antioquia

Poetas médicos (Entrega III)

mayo 3, 2019 5:02 pm

Tomado de: Oficina de Comunicaciones, Información y Prensa ASMEDAS Antioquia

En esta ocasión, publicamos otros dos poemas, el primero de la doctora Martha Inés Vélez de Valencia, y el segundo del doctor Guillermo Henao Cortés

Ambos poemas fueron presentados por ellos en la Tertulia Intelectual y Cultural de ASMEDAS Antioquia realizada el 27 de marzo de 2019.

Fuga cósmica

En el umbral del silencio
en singular explosión
se creó el universo
universo en expansión.
Germinaron las estrellas
de cósmica gestación
y acaeció la brisa, la lluvia,
el frío, el estival arrebol.

Y por último la vida
primigenia creación,
ungida por la conciencia,
a la edad de la razón.

 

Un activista

Si en este caso se puede hablar pronominalmente; si se me permite o no.
Yo me había movido en conversaciones, había desacelerado en cuántas programaciones
-son hechos, y uno no se con-forma con grabarlos sólo por años o en el aire.

En general, yo había vivido
-en concreto-.
Un papel, un motor ocular externo, un amado facial,
son indicios-pruebas de lo ocurrido.

Pero con estos su-cesos no había re-accionado plenamente
más adentro de lo más profundo de mí mismo
y, claro, mis amigos-amigos no podían advertirlo;
aun así, no con-seguía conformarme.
Es como si te quitasen algo y siguieras sintiendo que eres y no eres.

Pensándolo de otra forma, ni el otro (él, él) hubiera podido persistir en su parénquima,
y, en realidad, ello a mí no me preocupaba.
Sólo que solo y en silencio se marchó, sin mani-fiesta razón,
tal como ustedes, sí amigos, me habían pre-venido.

Es que uno no puede confiar y confía,
quizás por una sim-patía interior, contra-puesta a la diaria experiencia,
con la que uno se sale con las suyas.

En todo caso, él se había ido, tal vez lejos,
pues no volví a verle aunque en ello a veces me esforzaba.
¡Con cuántos mensajes le insistía!, pero quienes regresaban
hasta aseguraban no haberle conocido.

Y hoy, no sé cómo, críticamente, de repente, con son
rojo,

vine a tu casa y secamente te dije: Qué tal.

Entonces sonreíste como siempre y una sola pregunta tienes: Entra.

Tomado de: Oficina de Comunicaciones, Información y Prensa ASMEDAS Antioquia

 

 

Etiquetas: , , , , , , , , ,

WhatsApp chat