Viernes, 21 de Septiembre de 2018

Calendario, astronomía y otras ciencias en el antiguo Egipto


El tiempo y el calendario

Ver más videos...




Sitios de Interés

Recuerdos del Ayer

El empleador debe responder por los períodos no cotizados al Sistema de Seguridad Social, así no existiera la cobertura del ISS

Tomado de: www.juspen.com

Con ponencia de la doctora CLARA CECILIA DUEÑAS QUEVEDO, la Sala Laboral de la Corte produjo el 3 de mayo de 2018 la Sentencia SL1515-2018 con Radicación número 50481 en la que reitera la postura que ha tenido relacionada con la obligación de los empleadores de responder por las períodos laborados y no cotizados así sea por no haberse presentado la cobertura del ISS.  Los fundamentos de la decisión los adoptó para dar aplicación a la Ley 71 de 1988, los que se sintetizan en la siguiente cita:

“..., Ha indicado la Corporación que el empleador que no afilie a sus trabajadores al sistema de seguridad social por cualquier causa, incluida la falta de cobertura del ISS, así no actúe de manera negligente, tiene a su cargo el pago de las obligaciones pensionales frente a aquellos por dichos períodos, porque en esos momentos estaban bajo su responsabilidad.  Por tanto, aquel debe cubrir los aportes correspondientes a los tiempos laborados a través de la cancelación del título pensional, a entera satisfacción de la entidad de seguridad social a la cual se encuentra afiliado el demandante, para efectos de que dicho valor se compute con la convalidación de tiempos o con las cotizaciones realizadas al ISS y se garantice el reconocimiento de la pensión de jubilación o de vejez (CSJ SL9586-2014, CSJ SL17300-2014, CSJ SL4072-2017 y CSJ SL10122-2017). Si bien las sentencias referidas corresponden a casos que no son iguales al del actor, los argumentos expuestos en ellas resultan aplicables al sub lite.".

En esa dirección, se ha dicho que el pago del cálculo actuarial a cargo del empleador se justifica porque sería inequitativo e injusto que por la falta de esos aportes se genere un perjuicio al trabajador y se afecte su expectativa pensional, máxime que se trata de un lapso en que la obligación estuvo a cargo de aquel y, además, porque ello no resquebraja la estabilidad financiera del sistema, toda vez que se propende por la integración de los recursos por parte de los empleadores con los de las entidades de seguridad social por las cotizaciones sufragadas.

Así las cosas, era deber del ad quem estudiar la procedencia del reconocimiento de la pensión de jubilación bajo las directrices de la Ley 71 de 1988, que es uno de los regímenes pensionales anteriores a la entrada en vigencia de la Ley 100 de 1993, cuyo Artículo 7º establece:

"A partir de la vigencia de la presente Ley, los empleados oficiales y trabajadores que acrediten veinte (20) años de aportes sufragados en cualquier tiempo y acumulados en una o varias de las entidades de previsión social que hagan sus veces, del orden nacional, departamental, municipal, intendencial, comisarial o distrital y en el Instituto de los Seguros Sociales, tendrán derecho a una pensión de jubilación siempre que cumplan sesenta (60) años de edad o más si es varón y cincuenta y cinco (55) años o más si es mujer.".

Es preciso anotar que, si bien el criterio de la Sala en relación con la norma aludida refería que no era posible sumar tiempos de servicios no cotizados o aportados a entidades de previsión o de seguridad social, en Sentencia CSJ SL 4457-2014 la Corte cambió de postura y estableció que para efectos de la pensión de jubilación por aportes se debe tener en cuenta el tiempo laborado en entidades oficiales, sin importar si fue o no objeto de cotización a aquellas instituciones, el cual ha sido desde entonces ratificado en otras providencias, tales como CSJ SL 6297-2014, CSJ SL15524-2015, CSJ SL5987-2016, CSJ SL10453-2016, CSJ SL19901-2017, CSJ SL571-2018 y CSJ SL1056-2018.

De manera que, si se suman los tiempos de servicios públicos (779 semanas) y los cotizados al Instituto de Seguros Sociales (220 semanas), el demandante ajustaría 999 semanas, y si a ellas se adicionan las no cotizadas al ISS durante el tiempo en el cual el actor laboró para Acerías Paz del Río (308.57 semanas), que se convalidan y están representadas en el título pensional que aquí se ordena, aquel acumularía un total de 1307.57 semanas, suficientes para el reconocimiento del derecho jubilatorio en el régimen pensional establecido en la Ley 71 de 1988.

Así las cosas, el ad quem incurrió en el error jurídico que se le endilga porque consideró que Acerías Paz del Río no tenía la obligación de pagar al título pensional por el período en que el accionante laboró para esa empresa y desconoció la posibilidad de sumar tiempos de servicios no cotizados al ISS a efectos del reconocimiento de la pensión de jubilación deprecada.

Tomado de: www.juspen.com 



Twitter





Editorial Médica Panamericana. 10% de descuento.






Encuesta

¿Apoyaría usted un paro nacional del sector Salud?

Si - 100%
No - 0%

Total votos: 1
The voting for this poll has ended on: Julio 1, 2015
 ¿Busca empleo?
Solicitud de empleo